October 29, 2011

Percibí la silueta de tus senos...




Percibí la silueta de tus senos
a través de tu disfraz de Halloween.
Sabía que te estabas enamorando de mí
porque ningún otro hombre habría percibido
ese atrevimiento de tu pecho.
Una excepción a tu extraña modestia 
para mí, solamente,
impresa en mi deseo sin forma
la incomparable y definitiva silueta de tus senos,
como dos caracoles fosilizados en las profundidades
sobreviviendo a la noche y tal vez al infinito.

Leonard Cohen

October 27, 2011

Cualquier sistema que maquinen sin nosotros...



Cualquier sistema que maquinen sin nosotros será derrumbado.
Les advertimos antes y nada de lo construido se ha mantenido en pie.
Tienen sus drogas, sus armas,
sus pirámides y sus pentágonos,
con toda su hierba y sus balas no pueden cazarnos ya.
Desde ahora revelaremos de nosotros sólo esta advertencia:
nada de lo construido se ha mantenido en pie,
cualquier sistema que maquinen sin nosotros será derrumbado.

Leonard Cohen

October 20, 2011

Estos heroísmos



Si tuviera una cabeza radiante
y la gente volteara a verme
desde los tranvías;
si pudiera estirar mi cuerpo
por el agua brillante
para nadar junto a peces y serpientes;
si pudiera estropear mi plumaje
elevándome hacia el sol;
¿crees que estaría en este cuarto
recitándote poemas
y formando sueños escandalosos
del más mínimo movimiento de tu boca?

Leonard Cohen


October 06, 2011

Dos poemas



Más adentro

En la avenida que lleva a la ciudad
cuando el sol baja,
el tráfico se vuelve denso, se arrastra,
es un lento dragón brillante.
Yo soy una de sus escamas.
Súbitamente, el rojo sol
mana desde el centro del parabrisas.
Me vuelvo transparente
y una escritura es legible
dentro de mí,
palabras en tinta invisible
aparecen
al poner el papel al fuego.
Sé que debo alejarme,
cruzar la ciudad y llegar más allá
hasta andar por el bosque,
caminando en las huellas del tejón.
Oscurece, ver se dificulta,
en el musgo yacen las piedras.
Una de ellas es preciosa,
puede cambiarlo todo,
puede hacer brillar la oscuridad.
Es el interruptor del país.
Todo depende de ella,
Mírala, tócala...

- o - 

El árbol y el cielo


Hay un árbol caminando en la lluvia,
pasa a nuestro lado en el diluvio gris.
Tiene un encargo, cosecha vida
de la tormenta como un mirlo en un huerto.

Cuando la lluvia se detiene, se detiene él.
Ahí está, quieto en las noches limpias
esperando el momento, como nosotros,
en que los copos de nieve florezcan por el cielo.


Tomas Tranströmer
Traducción de Emmanuel Caballero